Saltar al contenido

La Real pagará la violencia del derbi

El último derbi entre Real Sociedad y Athletic recogió una inusitada agresividad de la grada donostiarra, que se vio reflejada en el acta arbitral. La propia Liga ha sido la responsable de enviar al Comité de Competición de la RFEF y a la Comisión Antiviolencia el informe que detalla los tensos momentos que se vivieron en el Reale Seguros.

Una de las esperadas víctimas de la ira guipuzkoana fue Íñigo Martínez, cuya marcha sigue generando toda clase de odios entre los aficionados txuriurdin. Así lo recoge el texto enviado al comité :

Aficionados locales, ubicados en la grada de fondo sur bajo del estadio, denominada grada ‘Aitor Zabaleta’, entonaron de forma coral y coordinada durante aproximadamente nueve segundos, «Iñigo Martínez hijo de puta», dirigidos a un jugador visitante y no siendo secundado por el resto de los aficionados presentes en el estadio.

No escatima tampoco detalles a la hora de narrar la lluvia de objetos que recibió Iker Muniain cuando se disponía a ejecutar un saque de esquina en el coliseo donostiarra.

Lanzar objetos: en el minuto 39 durante un saque de esquina a favor del equipo visitante se lanzaron desde una zona en la que se hallaban aficionados de la Real
Sociedad de Fútbol SAD varios objetos como botellas de plástico y papeles, no
impactando en ningún jugador. Dicho acto se puso en conocimiento del delegado de campo, siendo anunciado por megafonía para que cesara dicha actitud.

El club emitió un mensaje por megafonía del estadio par recordar la prohibición de lanzar objetos al terreno de juego.

Abrir chat
BUFANDA CONMEMORATIVA ¡CONSULTANOS!